lunes, 18 de octubre de 2010

Papás y mamás

video
56 mujeres han sido asesinadas en 2010 por sus parejas... demasiadas.

Bueno, demasiadas sería 1. Cincuenta y seis vidas me dejan sin palabras.
Donde no nos tenemos que quedar sin palabras es a la hora de denunciar todos y cada uno de los actos de violencia que percibamos. Los maltratadores se esconden en la vergüenza de las maltratadas, en el mirar para otro lado de amigos y vecinos, para seguir justificando su miedo a través del control y la violencia. Pero si cerramos los ojos... ¿qué estamos enseñando a nuestros hijos? El otro día Toñi, encargada con Sylvia de la atención a niños/as y adolescentes, me decía "estoy alucinando con la cantidad de niñas jóvenes que están sufriendo agresiones por sus parejas".
Parar esto es misión de todos, ante la violencia, tolerancia cero.
La violencia, los celos, las limitaciones, los controles, no son amor, es miedo, y superar nuestros miedos es responsabilidad de cada uno de nosotros. Ayudar a los maltratadores a que asuman sus miedos y no los escondan en la agresión a sus parejas es responsabilidad de todos, no nos cayemos, por favor, una vida es mucho... cincuenta y seis... sin contar las que no mueren pero que viven cada día llenas de miedo, de dolor, de angustía... cada vez que te pilles siendo violento/a (de una u otra manera) no te justifiques, es miedo. Supera tus miedos, expándete, no te defiendas, crece...

El Amor es desear lo mejor para la otra persona aunque a mi no me venga bien, respetar sus decisiones aunque contradigan las mías, escuchar lo que no quiero oír tanto como lo que me halaga y si decido que no es lo mejor para mi dejar que la otra persona siga su camino para darnos la posibilidad de encontrar lo que cada uno deseamos. Intentar cambiar al otro contra su voluntad, chantajear, presionar, insultar, pegar, mentir... para conseguir lo que nosotros deseamos no es Amor, es Miedo.
Aprendamos a vivir en el Amor, traspasemos nuestros miedos.

Para ver este video y otros visitar la página de sus autores en: http://saladeproyeccion.blogspot.com/2006/05/paps-y-mams-daddies-mummies-2005.html

9 comentarios:

Sunrise... dijo...

57, hoy una más...

D.E.P.

Anónimo dijo...

Hola a todos, si en algo puedo aportar a este maravilloso blog, os dejo con cariño mi granito de arena.

Para mí el gran problema del maltrato es que cuando no es tan visible como una muerte o una paliza con lesiones físicas evidentes, es tan sutil e insidioso que llegamos a acostumbrarnos.

Sé lo que significa ser agredida física y emocionalmente y lo que significa querer con "locura" a tu agresor y culpabilizarte de su ira, esforzarte en calmarle y justificarle etc. etc...

Porque en mi caso esto lo reconocí después de mucho tiempo ya que me acostumbré y llegué a pensar que lo merecía. En mi caso he podido darme cuenta y soy consciente de que a fecha de hoy hay 57 mujeres que no han tenido la misma suerte.

Porque en emergencias casi siempre la persona que menos grita es la que peor está, aprendamos a reconocer a aquellas personas que no gritan o no piden ayuda o no creen que necesiten ayuda aun cuando sabemos que están sufriendo, ellas no piden ayuda porque no pueden (o no las dejan)....es todo algo complicado.

El aislamiento que se produce en una situación de agresión no ayuda mucho, pero en estos casos una amiga que no juzgue, que esté ahí y acompañe en el dolor es muy importante. Permitirle llorar y expresarse...Simplemente acompañar sin condiciones y buscar ayuda profesional con discreción ya que su agresor por supuesto no lo permitirá.

Esto es como cuando metes unas ranitas en agua caliente, ellas dan un salto y se salen...pero si las metes en agua templada...poco a poco se acostumbran y no tienen capacidad de reacción...eso es el maltrato...

Gracias Avatar por el post.

luciérnaga dijo...

Relaciones entre carencias, realmente nos hace seguir siendo victimas
Dos víctimas con carencias ¿emocionales?
Nadie tiene poder sobre nadie para nada .Todos tenemos alguna carencia, dependiendo de ello de nuestra experiencia, así vamos escribiendo nuestro particular y singular(es como creo que es) guion. El problema empieza pienso cuando sin darnos cuenta el guion de la otra persona no nos gusta, e intentamos cambiarlo disculparlo culparnos, hacerlo nuestro…. Mi vida está en mi mano, la del otro en” SUS” manos y de nadie más, pienso que tanto el maltratador como el maltratado son quienes deben poner límites, determinar que es realmente lo que quieren .No podemos permitirlo claro, no se cual es la forma. Pienso que informando, reeducando, estando, no dándonos la vuelta y mirando hacia otro lado por supuesto, pero…Realmente no está como todo en la vida en nuestras manos, en manos de cada uno de nosotros SI .Ambos necesitaríamos ayuda. Si nos damos cuenta recuperaríamos el control de nuestras vidas.
Ambos seriamos victimas con carencias ¿emocionales? Maltratador y maltratado, alimentamos un doble guion equivocado, ambos necesitaríamos ayuda. Es como cuando escribo equivocado con b, es importante darnos cuenta que equivocado se escribe con v, eso es lo importante darnos cuenta, y seguir escribiendo cada uno nuestro propio….

Es siempre individual nadie puede escribirlo por nadie, UNO es el autor de su propio guion.
Y HOY, HACE UN DIA MARAVILLOSO.

GRACIAS.

MICHEL dijo...

Buenas, hace mucho que no te escribo nada Antonio, sólo quería felicitarte otra vez por tus aportaciones a nuestras vidas. Un saludo. Intentaré estar más en contacto.

MariposaMonarca dijo...

"Luciérnaga": hablas de maltrato mutuo entre dos personas. Dos maltratadores, que necesitarán otro tipo de atención.

En Castilla-La Mancha está prohibida la terapia de pareja en situaciones de violencia machista. La agredida ( en el 99.9½ de los casos) no puede poner límites, depende del agresor. Este debe de sentir las consecuencias legales de haber agredido a la persona que "supuestamente" quería.

Estoy de acuerdo con "Anónimo": el maltrato emocional, mental, el aislamiento, el control no se vén. Estos son los peores maltratadores, los que mejor imagen social tienen, los que dejan secuelas muy difíciles de curar.

Yo acabo de reconocer a tiempo lo que he pasado viviendo 14 años con "tu peor enemigo". Ahora sé que me voy a querer para que mis hijos crezcan en el Amor, no en el control psicológico, abusivo, dañino, en el castigo invisible.

No han visto daños físicos visibles en su madre. Pero su madre ha reaccionado a tiempo. He tenido suerte, puede haber sido la número 58. Podemos reaccionar a tiempo. Hay señales que verás de repente, y te abrirán los ojos. Reacciona ante la más mínima y déjate ayudar. Suerte a todas!.

luciérnaga dijo...

Quizás no me exprese bien, cuando digo victimas con carencias,” maltratador y maltratado” no me refiero a maltrato mutuo; lo que quiero decir es que el maltratado, en cierto modo se maltrata a si mismo permitiéndolo. Es por ello que digo que cada uno debe escribir su propio guión, ya que nadie tiene poder para ello, solo uno mismo, siendo fuerte, sabiendo elegir lo que verdaderamente nos hace sentir libres. Por lo tanto, con amor hacia ti mismo y si la persona que te acompaña no es la adecuada, quererte, respetarte… desde el amor, apartarte de ella, ya que sería lo mejor para ambos, pero a veces pienso -¿el amor? ¿el miedo?- confunden, haciendo que te equivoques. Creo por culpa, también, de las propias carencias, convirtiéndonos en victima de victimas.
Gracias.

MariposaMonarca dijo...

Luciérnaga, perdona si no te he entendido. Yo pienso que el maltratador no se maltrata a sí mismo. Es inseguro, tiene miedo y se esconde, se escuda en la persona que "cree" amar, cuando lo que hace es machacarla, "aspirar" su energía como un vampiro. El maltratador necesita un tipo de ayuda específica, y son más difíciles de "curar".
La persona que es abusada reacciona cuando puede.
Mi esperiencia no puede ser igual que la de cualquier otra persona. Yo te comento lo que he vivido. Que perdí mi energía, que me aislaron, que me ignoraron verbal, física, emocionalmente, que se me negaba el contacto ocular, o el contacto sexual, que me agredió físicamente, que me controlaba, que me asfixiaba. Que cuando mi hijo estuvo presente, y yo fui agredida reaccioné a tiempo. Lucharé porque nunca más me haga daño ningún hombre. Lucharé con mi fuerza interna para transmitir a mis hijos lo mejor que pueda qué es el Amor.
Gracias, Luciérnaga por tu aportación.

Estefanía dijo...

Buenas a todas, la violencia en todas sus formas se aprovecha de nuestros miedos para seguir latente. El miedo en muchas ocasiones nos amordaza y nos deja mudas como en esos sueños en los que crees estar despierta y necesitas moverte pero no puedes, necesitas gritar pero nada escapa a través de tus labios.

Gracias por "gritar" opinando y compartiendo experiencias tan personales.

Gracias Anónimo y Mariposa monarca porque vuestros ejemplos como mujeres valientes que habéis aprendido a amaros y cuidaros pueden ser referente para otras que ahora estén viviendo amargas experiencias. Gracias Luciérnaga por recordarnos que somos dueñas de nuestra vida y, por tanto,si hoy no tomé las riendas mañana tendré una nueva oportunidad de hacerlo (porque no es nada fácil).

Gracias Antonio por "gritar" a través de tu blog.

aguazul dijo...

Bueno, pues es espeluznante hasta qué punto, la niña ha sido capaz de reproducir incluso las expresiones del maltratador. Exactamente así es. Ojalá, por un momento, muchas autoridades pudieran imaginarse en el lugar de la muñeca, por no decir de la mujer. Y del daño tan tremendo en los hijos. Heridas que como mínimo dejarán cicatrices imposibles de borrar. Yo elijo...que la sociedad evolucione lo suficiente, como para que el dolor no nos sea indiferente.